MEDIO FÍSICO

PUEBLO Y VIVIENDA

CAMINOS Y RUTAS

CICLO VITAL

AGRICULTURA

PLANTAS

GANADERÍA

ANIMALES

EVENTOS DEL AÑO

GASTRONOMÍA

USOS Y COSTUMBRES

CREENCIAS

RELIGIOSIDAD

ASOCIACIONES

OFICIOS

TRABAJOS VARIOS

FIESTAS

JUEGOS Y JUGUETES

CANCIONERO

TEMAS VARIOS

COLABORADORES

RAÍCES-ANTEPASADOS

 

PÁGINA PRINCIPAL

PORTAL ALCOZAR

CANCIONES DE BAILE

PÁGINA COLECTIVA. Puedes enviar la canción que recuerdes y que no se haya incluido todavía en el cancionero de Alcozar y la añadiremos.

 

Recogeremos aquí las canciones que tocaban los gaiteros o bien los mozos y mozas al son de una pandereta para los bailes de Navidad y fiestas señaladas. Cuando se perdió esta costumbre algunas, y en especial los estribillos, pasaron a formar parte de las canciones de corro.

 

foto 2005

 


En Alcozar siempre era buen momento para cantar, y se buscaban los más propicios (Navidad, San Juan, Santa Águeda...) para tirar cuatro chospos y bailar una jota o un balseo (nunca hemos sabido si con "v" de vals o con "b" de balsa) una raspa o una rueda.

Durante tiempo inmemorial bailaron al son de la música que los gaiteros, dejando por un día o por un rato las labores del campo, tocaban para que los jóvenes, niños y viejos se jalearan a su antojo. Más tarde, cuando los dulzaineros arrinconaron sus flautas y tamboriles, las mozas cogieron la pandereta y el almirez y los mozos la botella de Anís el Mono, un orinal o una lata vieja, y siguieron cantando y bailando lo que siempre se había cantado y bailado en el pueblo. Sólo la emigración acabó con todo ello.

 

BAILE DE LA PANDERETA (Victoria Cabrerizo Pastor)

Los árboles de la dehesa

unidos de siete en siete

no tienen tanta firmeza

como yo para quererte.

Cuando vuelva de la siega,

asómate a la ventana,

que a un segador no le importa

ver el sol de cara a cara.

Como quieres niña que te venga a ver,

si vuelvo de arar al anochecer;

lo primero que hago,

cuidar el ganado;

cuando vengo a verte,

ya te has acostado.

A ti te digo, Juan Pillo,

que menees esas patas,

que "paice" que te has cria'o

entre nabos y patatas.

Un día subía a un cerezo

por coger una cereza,

pero se rompió la rama

y me caí de cabeza.

Al estribo, al estribo y al estribillo,

una pulga, saltando, rompió un ladrillo,

una chocolatera y un molinillo,

al estribo, al estribo y al estribillo.

Caminito de Antequera

preso llevan a un gitano,

porque se encontró un borrico

antes de perderlo el amo.

Yo he visto a un hombre llorar

a la puerta de un estanco,

que también los hombres lloran

cuando no tienen tabaco.

Al estribo, al estribo y al estribillo,

una pulga, saltando, rompió un ladrillo,

una chocolatera y un molinillo,

al estribo, al estribo y al estribillo.

A la jota, Julián,

que eres un galopín,

que por no trabajar,

te has metido "aguacil".

Cuando la perdiz canta,

nublado viene;

no hay mejor señal de agua

que cuando llueve.

Al estribo, al estribo y al estribillo,

una pulga, saltando, rompió un ladrillo,

una chocolatera y un molinillo,

al estribo, al estribo y al estribillo.

 

 

BAILE DE LA PANDERETA (Carmen Andrés Hernando)

Esta canción la cantaba Inocencia del Amo Vicente, tocando la pandereta.

Por la calle abajo baja
un ratón haciendo media;
las agujas son de palo
y el ovillo de madera.
En el medio de esta plaza
hay una piedra redonda
donde muelen los mocitos
el tabaco de la ronda.
Arrancando patatas
te vi las ligas,
como eran coloradas,
se espantó el burro;
se espantó el burro, niña,
se espantó el burro.
Arrancando patatas,
te he visto el culo.
Mi madre me lo decía
y yo me lo considero,
que el que no tiene cabeza,
no necesita sombrero.
Cuando se murió mi abuela,
a mí no me dejo nada;
y a mi hermana la dejó
asomada a la ventana.
Arrancando patatas,
te he visto el culo;
no he visto chimenea
que eche más humo.
Que eche más humo, niña,
que eche más humo.
Arrancando patatas
te he visto el culo.
Allá ‘riba en aquel alto
hay una burra morida;
vamos a ver el milagro,
que está con la boca abrida.
Arrancando patatas,
te vi el bujero,
parecía cornada
de buen carnero.
De buen carnero, niña,
de buen carnero.
Arrancando patatas,
te vi el bujero.
—Dame un besito, amor.
—No te lo puedo dar,
que no acostumbro yo
a los hombres besar,
y si te beso a ti,
me podría acostumbrar,
y, una vez acostumbrada,
me podrías criticar.
—No te critico, no,
ni te criticaré,
si un beso tú no me das,
yo pronto te olvidaré.
—No me olvides, no,
que un beso yo te daré
ahora que estamos solitos,
y ahora que nadie nos ve;
ahora que estamos solitos,
y ahora que nadie nos ve.

 

 

POR EL PUENTE [DE] LA VID (Crispina Encabo de Blas)

Por el puente La Vid

no se puede pasar,

porque dicen los "freiles"

y arrincónamela.

Y arrincónamela

y échamela a un rincón,

si es casada, la quiero,

y si es soltera, mejor.

Para qué, para cuándo,

para qué quieres

cintura más delgada

que la que tienes;

que la que tienes, niña,

que la que tienes;

para qué, para cuándo,

para qué quieres.

Amor mío, amor mío,

te he deseado

como los labradores

l'agua de mayo;

l'agua de mayo, niña,

l'agua de mayo;

amor mío, amor mío,

te he deseado.

Cómo quieres que tenga

contigo amores,

si los árboles secos

no crían flores;

no crían flores, niña,

no crían flores;

cómo quieres que tenga

contigo amores.

 

 

AL CARTERO DE LA HABANA (Eusebia Romero Riaguas)

Al cartero de La Habana

le debo muchos favores,

porque me trae y me lleva

las cartas de mis amores.

A bailar Carmiña, Carmiña, Carmela,

con zapato voy y media de seda,

y media de seda, de seda calada,

a bailar Carmiña, niña enamorada.

Se han roto mis zapatillas

de subir a la muralla

por ver si veo venir

al correo de La Habana.

A bailar Carmiña, Carmiña, Carmela,

con zapato voy y media de seda,

y media de seda, de seda calada,

a bailar Carmiña, niña enamorada.

 

 

AQUELLA MORENA QUE VA POR ALLÍ (Crispina Encabo de Blas)

Y aquella morena

que va por allí,

la llamo y la llamo

y no quiere venir.

No quiere venir,

tampoco llegar,

y aquella morena

que va por allá.

Si te acuerdas, picarona,

cuando debajo del puente,

me mirabas, me decías:

"tápame, que viene gente".

Debajo del puente

hay una morena.

Y aquella morena

que va por allí,

la llamo y la llamo

y no quiere venir.

No quiere venir,

tampoco llegar,

y aquella morena

que va por allá.

 

foto capturada del vídeo "Alcozar. Milenio de Piedra Sillada" (Fermín García de Blas)

 

CUANDO SE MURIÓ MI ABUELA (Fidel García Romero)

Cuando se murió mi abuela,

a mí no me dejo nada,

a mi hermana la dejó

asomada a la ventana,

asomada a la ventana,

cuando se murió mi abuela.

Por el puente de Aranda

se tiró, se tiró,

se tiró el tio Juanillo

pero no se mató,

pero no se mató,

pero no se mató,

por el puente de Aranda

se tiró, se tiró.

 

 

REDOBLE, REDOBLE (Belén Tomás Redondo)

Redoble, redoble, vuelve a redoblar,

con ese redoble me vas a matar,

me vas a matar, me voy a morir,

redoble, redoble, vuelve a repetir.

 

 

AL ESTRIBO, AL ESTRIBO (Divina Aparicio de Andrés)

Al estribo, al estribo, al estribillo,

que, saltando, una pulga rompió un ladrillo;

rompió un ladrillo, niña, rompió un ladrillo;

al estribo, al estribo, y al estribillo.

Cómo quieres que tenga pelo en el moño,

si me pegas tirones de mil demonios;

de mil demonios, niña, de mil demonios;

cómo quieres que tenga pelo en el moño.

Anda y dile a tu madre que te empapele,

que a los empapelados nadie los quiere;

nadie los quiere, niña, nadie los quiere,

anda y dile a tu madre que te empapele.

 

 

BASILISA (Mariano Puentedura Morales)

Basilisa, lisa, lisa,

Basilisa lisa está.

Ya está lisa Basilisa

por delante y por detrás.

No me mates con tomate,

mátame con bacalao,

que el tomate está muy soso

y a mí me gusta sala'o.

 

 

BASILISA, LISA, LISA (Carmen Andrés Hernando)

Esta canción la cantaba Inocencia del Amo Vicente, tocando la pandereta.
Basilisa, lisa, lisa,
sólo piensa en San Antonio,
y de continuo le pide
ay, ay, ay, ay,
que la consiga un buen novio.
Basilisa, lisa, lisa,
Basilisa lisa está;
está lisa, Basilisa,
por delante
y por detrás.
Hoy ya tiene Basilisa
ay, ay, ay, ay,
por novio un gran zagalón,
pues ella es una sardina
ay, ay, ay, ay,
y él es un gran tiburón.
Basilisa, lisa, lisa,
Basilisa lisa está;
está lisa, Basilisa,
por delante
y por detrás.
Vaya desigual pareja,
se quieren con tanto afán,
y la pobre Basilisa
na’ más hace que llorar.
Basilisa, lisa, lisa,
Basilisa lisa está;
está lisa, Basilisa,
por delante
y por detrás.

 

 

TÁPAME (Edelmiro Morales del Amo)

Tápame, tápame, tápame,

tápame, tápame que tengo frío;

cómo quieres que te tape

si yo no soy tu marido.

Tápame, tápame, tápame,

tápame, tápame que estoy helada;

cómo quieres que te tape

si la manta está mojada.

 

 

Y SI NO SE LE QUITAN BAILANDO (Lidia Carballo Rodríguez)

Y si no se le quitan bailando

los colores a la molinera,

y si no se le quitan bailando

déjala que se muera y se muera.

Y son, y son, y son unos fanfarrones

que cuando van por las calles

van robando corazones.

Y si no se le quitan bailando

los colores a la molinera,

y si no se le quitan bailando

déjala que se muera y se muera.

 

YA NO VA A POR AGUA LA NIÑA (José Luis Heras Morales)

Ya no va a por agua

la niña a la fuente,

ya no va a por agua,

ya no se divierte.

Ya no va a por agua

la niña al arroyo,

ya no va a por agua,

ya no tiene novio.

Ahí la tienes, báilala, báilala,

no le rompas el mandil, el mandil;

mira que no tiene otro

la pobrecita infeliz.

 

QUE SÍ QUE, QUE NO QUE
Que sí que, que no que,
que a mi novia le gustan los albaricoques.
Que no que, que sí que,
que a mi novia le gusta el palique.
Arriba, abajo,
a mi novia la he visto el refajo,
Abajo, arriba,
a mi novia la he visto las ligas.
Los curas y taberneros
son de la misma opinión:
cuantos más bautizos haya,
más pesetas al cajón,
los curas y taberneros.
Que sí que, que no que,
que a mi novia le gustan los albaricoques.
Que no que, que sí que,
que a mi novia le gusta el palique.
Yo canto porque bien sé,
yo canto porque bien canto;
los que cantan son los curas
y cantando ganan cuartos,
yo canto porque bien sé.
Que sí que, que no que,
que a mi novia le gustan los albaricoques.
Que no que, que sí que,
que a mi novia le gusta el palique.
Al curita de mi pueblo
se le ha roto la sotana,
corriendo tras de una moza
un lunes por la mañana,
un lunes por la mañana,
y al curita de mi pueblo.
Que sí que, que no que,
que a mi novia le gustan los albaricoques.
Que no que, que sí que,
que a mi novia le gusta el palique.
El cura que te casó
tenía que estar borracho,
porque no te preguntó
si eras hembra o eras macho,
el cura que te casó.
Que sí que, que no que,
que a mi novia le gustan los albaricoques.
Que no que, que sí que,
que a mi novia le gusta el palique.

 

 

CON EL AIRE QUE LLEVAS

Con el aire que llevas
cuando vas a lavar,
el jabón de la ropa
te has dejado llevar.
Te has dejado llevar,
te has dejado llevar,
con el aire que llevas
cuando vas a lavar.

 

 

QUE TOQUE EL GAITERO (Mari Cruz Hernando Lamata)

Que toque, que toque,

que toque el gaitero.

Que toque, que toque,

el tamborilero.

Que toque, que toque,

que vuelva a tocar,

que mozos y mozas

queremos bailar.


Atrás ] Principal ] Arriba ] Siguiente ]

las del Santísimo ] Miserere ] Lavatorio ] cantares de Pascua ] cantares boda01 ] canciones cuna ] canciones infantiles01 ] canciones infantiles02 ] canciones párvulos ] canciones escolares ] canciones juveniles ] [ canciones de baile ] canciones varias ] canciones religiosas ] villancicos ] canciones populares01 ] canciones de ronda01 ] canciones de ronda02 ] rogativas01 ] romances01 ] romances02 ] romances03 ] cantares Pilar ] cantan los fusiles ]